martes 27 septiembre 2022
Más
    spot_img
    HomeTalent & LearningMateo Bolívar Sierra: emprendió a los 17 años y hoy es CEO...

    Mateo Bolívar Sierra: emprendió a los 17 años y hoy es CEO de dos startups

    Es colombiano, tiene 22 años y, aunque aún es estudiante de Administración de Negocios Internacionales, ya es el founder de E-line y Contler, dos empresas tecnológicas que traen soluciones a problemas cotidianos. 

    Mateo es joven, muy joven, pero piensa en grande. No le teme a los desafíos, es perseverante y sabe que el miedo es su principal limitación, por eso, decidió emprender, porque desde pequeño entendió que el fracaso está muy cercano al éxito: “Si te quedas quieto estás cada vez más lejos del lugar en donde sueñas estar”, subraya. 

    Sus primeros pasos en el emprendedurismo los dio a los 15 años, cuando su papá, que trabajaba en una compañía, perdió su trabajo. “Yo creo que todo empieza por necesidad. Vengo de una familia de clase media de Colombia y, aunque nunca nos faltó nada, no podía darme los gustos que quería. Fue entonces que empecé a comprar y vender productos, o me ofrecía para tocar como músico en bodas, o les enseñaba música a los niños, revendía libros… hice de todo”, recuerda Mateo con una gran sonrisa.  

    Cuando ingresó a la universidad se dio cuenta de que no quería esperar a tener 22 años para comenzar a aplicar para un puesto de trabajo, entonces decidió empezar a construir su propio futuro. “La razón por la que mucha gente no emprende es porque tiene mucho que perder, y yo no tenía absolutamente nada. Cuando tienes una familia o quieres mantener cierto estilo de vida, lo dudas mucho antes de arriesgarlo”, explica Mateo quien, además, asegura que se sintió profundamente motivado al ver las historias de éxito de otros emprendedores.  

    “Entre más pronto empiece, mejor. Si me equivoco, al menos voy a ser una persona más sabia y con más experiencia. Y, si sale bien, puede venir un futuro increíble”.  

    En 2018, cuando tenía 17 años, Mateo fundó E-Line, el servicio de notificaciones que optimiza los tiempos de espera y mejorar la atención al cliente en distintos establecimientos. Junto a su socia, su mamá, y su inversionista, su papá, quien le prestó los primero USD 2000, Mateo logró construir la base de su primer emprendimiento. “Hoy, la cabeza de E-Line es mi mamá. Ella también viene del mundo corporativo, pero renunció para ser mamá de tiempo completo. Mucha gente la criticó por esa decisión, y yo siento que esta es una manera muy bonita de retribuir todo lo que ella hizo por mí”, confiesa.  

    Esta decisión le permitió a Mateo enfocarse 100 % en su nuevo proyecto: Contler, una plataforma que busca facilitar la comunicación en el rubro hotelero.  

    “En 2020 gané una beca para irme a Suiza por un intercambio académico llamado Star Fellowship, el cual busca llevar estudiantes emprendedores latinoamericanos al mercado suizo. Con el concepto aún sin desarrollar en mi cabeza, comencé a explorar el mercado y para mi sorpresa, les encantó. Yo veía que en hoteles 5 estrellas todavía tomaban las órdenes por teléfono o en papel, nada estaba digitalizado y, justamente, esta era mi apuesta”, detalla el joven emprendedor.  

    Así fue como se asoció con su amigo suizo y, juntos, decidieron fundar la Contler. Dos jóvenes de contextos completamente diferentes, culturas distintas… y con tan solo 20 años.  

    «Ya empezamos a comercializar en Suiza, luego en Alemania y estamos creciendo organicamente, no tenemos ingresos absurdos, pero de a poco empezaron a llegar contactos de Chile, Bolivia, y todo esto lo pudimos desplegar remoto porque es una tecnología muy sencilla de utilizar. Hemos levantado cerca de 400.000 mil dólares en inversión para arrancar y constituir la base y estamos apuntando a alcanzar 100 hoteles en este año, en menos de 12 meses”, explica Mateo.  

    ¿Cuáles son las habilidades y las competencias que se requieren para emprender a esta edad?   

    Los jóvenes siempre queremos la gratificación instantánea, queremos hacer algo y de inmediato ver el resultado. Creemos que el éxito es algo que sucede rápido. Yo llevo casi 5 años construyendo lo que he venido haciendo y puedo asegurar que ese éxito sucede con años de trabajo.   

    Para mí es muy importante tener mentalidad a largo plazo, porque, cada paso que das, tarde o temprano te va a llevar a ese lugar que sueñas.   

    También se debe tener resiliencia, carácter e inteligencia emocional para no tomarte a modo personal las cosas y seguir intentando. Muchas veces me han dejado plantado o han sido groseros conmigo, pero nunca dejé de insistir.  

    La gestión del tiempo es fundamental porque, sin darnos cuenta, tenemos mucho tiempo libre que se nos va en las redes sociales o en otras actividades, pero cuando te organizas mejor el día te rinde mucho.   

    Por último, rodearme de personas que saben, tener mentores, porque nosotros podemos tener una perspectiva clara y fresca del mundo, pero las personas más grandes han tenido experiencia y te pueden dar un buen consejo, aunque estén en otra industria o en diferente etapa de la vida, buscar concejos, encontrar ese círculo de mentores es fundamental.  

    También me parece muy importante no tenerle miedo al feedback negativo, eso es los mejor que nos puede pasar.  

    ¿Cómo pueden ayudar las instituciones educativas para impulsar la inserción laboral de los jóvenes?   

    En la Universidad de La Sabana, donde yo estudio, tienen un enfoque hacia el emprendimiento y siempre están dispuestos a escuchar para mejorar.   

    Hace poco me reuní con el rector para charlar sobre las mejoras que pueden hacer para servirle a los jóvenes y convertirse en cuna de emprendedores.   

    Yo debí aplazar un par de semestres o meter la mitad de las materias porque si no me daba el tiempo. Muchas veces, cuando uno hace el trabajo práctico, aprende diez veces más de lo que aprende en las clases    

    Por eso, pienso que es un error que te midan según las veces que asistes a clase o por la memoria que tienes, pero no por tus verdearas capacidades, ahí es donde creo que hay algo mal con el sistema educativo.  

    “Cuantos más casos como el mí salen a la luz, más emprendedores viene detrás. Yo he nacido de los emprendedores que hoy tiene 30 años a los que yo veía a mis 12 o 13 años como Rappi, Domicilios.com, y pensaba: son jóvenes y están emprendiendo”.   

    ¿Qué le recomendarías a los jóvenes que nos leen que quieren iniciar su camino profesional?   

    Les diría que cada día que no empiecen, están más lejos del lugar en donde sueñan estar. A veces pensamos que nos falta más experiencia o que no es el momento o que nos falta dinero, pero realmente lo único que nos limita a iniciar son nuestros propios miedos y limitaciones. Yo les diría que arranquen, porque el fracaso es muy cercano al éxito.  

    Por ejemplo, yo no tengo el mejor nivel de inglés, pero fui a Suiza y los convencí de invertir en mi empresa. Es importante tener el dinamismo y saber que el potencial está ahí.  

    “Hay muchas oportunidades para las mujeres que quieren emprender, incluso, muchos fondos de inversión tienen dentro de su tesis que una de las fundadoras tiene que ser mujer para que te den capital. Además, hay redes de mujeres empresarias que se apoyan entre ellas y generas esas sinergias. Sin duda, se está volviendo cada vez más equitativo. Si bien no he tenido el privilegio de cofundar con una joven, mi socia es mi mamá”.  

     Mateo Bolívar Sierra | Co-founder & CEO Contler | Founder de E-Line   

    ARTÍCULOS RELACIONADOS

    DEJA UNA RESPUESTA

    ¡Por favor ingrese su comentario!
    Por favor ingrese su nombre aquí

    4,544FansMe gusta
    3,008SeguidoresSeguir
    2,960suscriptoresSuscribirte
    spot_img
    spot_img

    MÁS LEÍDOS