Free Porn
xbporn
lunes 15 julio 2024
Más
    HomeEmpowermentKenya Cuevas: Más allá del miedo.

    Kenya Cuevas: Más allá del miedo.

    Kenya Cuevas, una voz valiente y poderosa en la lucha por los derechos humanos, es una fuerza inquebrantable en un mundo que a menudo ignora las voces de las personas trans.  

    Su historia es un testimonio de resiliencia y determinación, forjada en los fuegos de la adversidad y moldeada por la búsqueda incansable de justicia. Desde una infancia marcada por la violencia y el abandono hasta convertirse en una destacada activista y defensora de los derechos trans, Kenya ha desafiado las expectativas y se ha elevado como un faro de esperanza para aquellos que enfrentan la discriminación y la opresión. Kenya comparte los momentos cruciales de su vida, desde la creación de la Casa de las Muñecas Tiresias hasta su incansable lucha por la «Ley Paola Buenrostro», brindando una mirada profunda y conmovedora a su papel como agente de cambio en la sociedad.  

    Kenya, cómo invitada de Rocking Talent de seguro tienes una trayectoria única. ¿Cuál es tu historia? 

    Crecí con una madre ausente. Mi abuela fue quien me crio hasta el día que decidí salirme de mi casa a consecuencia de la violencia que recibía de mis hermanos a causa de mi expresión de género. Desde los 9 años sabía que era una niña y a esa edad salí de mi casa y me inicié en el trabajo sexual. De ahí en adelante mi vida fue un torbellino entre la calle, el trabajo sexual y el consumo de sustancias. Esa fue mi adolescencia hasta que años después caí en la cárcel por un delito que no cometí, lo que me llevó a estar 10 años en prisión hasta que comprobé mi inocencia y salí absuelta. En 2016 mi vida cambió radicalmente cuando ejerciendo el trabajo sexual fui testiga del asesinato de mi amiga y compañera de trabajo sexual, Paola Buenrostro. Desde ahí comencé una lucha por conseguir justicia para Paola y que ha derivado en distintos caminos, donde me fui forjando en lo que soy ahora, una activista de defensora de los derechos humanos.   ¿Hay alguna experiencia personal que te llevó a fundar la asociación civil Casa de las Muñecas Tiresias? El asesinato de Pola Buenrostro y el proceso que derivó de ese hecho, relativo a la denuncia penal y social, y vivir en carne propia la violencia institucional que sufrí y que sufrió Paola en la muerte por su identidad de género, provocó en mi la necesidad de fundar Casa de las Muñecas para ayudar a mi comunidad a hacer visible todas las violencias que sufrimos las mujeres trans.  

    En 2019 lograste la recomendación 02/2019 de la Comisión de Derechos Humanos de la Ciudad de México por el caso del transfeminicidio de Paola Buenrostro. ¿Cómo fue ese proceso y cuál crees que fue su impacto en la lucha por los derechos de las personas trans? 

    En 2016 puse una queja en la Comisión de Derechos Humanos de la Ciudad de México con el acompañamiento de Letra S y Equis Justicia para denunciar la violencia y la actitud negligente de la Fiscalía de la Ciudad de México en el caso de Paola que además de negarme la identidad, desestimó mi declaración como testiga de los hechos. Durante tres años busqué que la comisión emitiera una recomendación a la Fiscalía, la cual estuvo varada hasta que llegó la actual presidenta de la comisión Nashieli Ramírez con quien pudimos trabajar hasta lograr que se emitiera la queja 02-2019, la cual fue aceptada por la Fiscalía de la Ciudad de México, quien reconoció y aceptó los puntos recomendatorios. Desde 2019 a la fecha (2024) casi logramos todos los puntos recomendatorios, resultado de una lucha institucional que implicó un juicio de amparo frente a la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas (CEAVI) que estableció una cifra absurda de reparar el daño. Desde hace 7 años he luchado por lo que es justo, pero en este tiempo me he dado cuenta de que la justicia no está a favor de las víctimas, sobre nosotras cae todo el peso de una problemática estructural y la violencia histórica que se trasmina a todos los niveles de la sociedad y de las instituciones. Pese al tiempo transcurrido reconozco que todo este proceso ha servido para generar conciencia en la población en general y que ha abierto puertas y debate en relación con el quehacer de las instituciones de procuración de justicia en relación a la violencia que se ejerce en contra de las personas trans.  

    Como defensora de los derechos humanos, ¿cómo crees que se pueden mejorar las condiciones y la seguridad para las mujeres trans en la Ciudad de México y en México en general? 

    Creo que la educación es fundamental para combatir la violencia en contra de las personas trans. Abrir el tema en los centros de educación básica, de educación media y media superior, implica comenzar a quitar el estigma sobre la población sexodiversa y empezar a crear redes de apoyo y acompañamiento en torno a las personas trans desde la infancia a medida que se crean políticas públicas para solventar las necesidades de salud física y emocional, para acompañar los procesos de transición. 

    Eres una de las principales promotoras de la «Ley Paola Buenrostro». ¿Qué desafíos has enfrentado en la promoción de esta ley y cuál es su importancia en la actualidad? 

    Una de las primeras dificultades es la resistencia de las personas de los representantes en las cámaras y los congresos locales. En la ciudad de México llevamos tres años buscando que se apruebe la Ley Paola Buenrostro la cual en días recientes fue aprobada por el Congreso de Nayarit. La Ciudad de México tiene una deuda histórica con esta ley y el hecho de no aprobarla da cuenta de una falta de sensibilidad y de no reconocer una problemática de violencia que cobra la vida de mujeres trans que, día con día, se enfrenta a la violencia letal a consecuencia de su identidad de género. Aprobar esta ley significa reducir las cifras de crímenes de odio, ya que al tipificarse en transfeminicidio la pena puede llegar a ser de hasta 60 años de prisión.  

    ¿Qué significa para ti ser Agente de Cambio? 

    Es una responsabilidad social que asumo como una convicción de vida y una vocación que me hace despertarme día con día y luchar frente a las injusticias y en pro a los derechos de mis hermanas trans y personas menos favorecidas de este país.  

    ¿Quién es Kenya?

    Nombre: Kenya Cytlaly Cuevas Fuentes. 

    Apodo: Kenya. 

    Profesión: Activista y defensora de los derechos humanos. 

    Cargo y empresa:  presidenta de Casa de las Muñecas Tiresias. 

    Nacionalidad: mexicana. 

    Edad:  49. 

    Hijos: No. 

    Mascota: Tres perros: Bilboy, Negra y Yescas. 

    Comida preferida: Tacos dorados de papa y sopa de fideo. 

    Deporte favorito:  Me gusta la natación. 

    Hobbies: Me gusta estar con mis perros viendo series en mi casa. 

    Prenda de ropa preferida: Pantalón de mezclilla, tenis y playera. 

    Una palabra para definirte: Resiliencia. 

    Cantante o banda de música:  Lupita D´Alessio. 

    ¿A quién admiras?: A Nelson Mandela. 

    ¿Qué significa para ti ser Ashoka Fellow?: Es una oportunidad de crecimiento profesional y personal. 

     

     

    ARTÍCULOS RELACIONADOS

    DEJA UNA RESPUESTA

    ¡Por favor ingrese su comentario!
    Por favor ingrese su nombre aquí

    spot_img

    SEGUINOS EN REDES SOCIALES

    spot_img

    MÁS LEÍDOS