miércoles 10 agosto 2022
Más
    spot_img
    HomeEmpowermentHenry, la edutech que invierte en el talento del futuro 

    Henry, la edutech que invierte en el talento del futuro 

    Luz Borchardt  es la cofundadora y VP de Marketing de esta startup que nació hace solo dos años y acaba de cerrar una serie A de $10 millones de dólares, con lo que esperan seguir sumando talento al equipo, así como incorporar nuevas carreras tecnológicas a su programa de estudio

    Confiesa que, junto con su hermano Martín, siempre soñaron con encontrar la manera de resolver algunos de los problemas que los rodeaban en la vida diaria. El primer emprendimiento en el que trabajaron fue Nubi, la fintech de pagos y remesas transfronterizas a través de la cual desarrollaron alianzas estratégicas con PayPal y Transferwise.  

    Este gran paso los enfrentó con la dificultad de encontrar talento IT. Era el año 2018 y la Argentina atravesaba otra de las tantas crisis macroeconómicas, lo que dificultaba aún más la posibilidad de retener al equipo tecnológico, ya que la mayoría había decidido renunciar para trabajar para empresas del exterior y cobrar en dólares. 

    “En ese contexto, nos pusimos a estudiar y a analizar la problemática en profundidad y nos dimos cuenta de que era un problema global. Entonces decidimos fundar HENRY y nos dedicamos a resolver esta brecha de habilidades y a incrementar el talento tecnológico en Latinoamérica”, subraya Luz. 

    Pero ¿qué es exactamente HENRY? Es una academia de tecnología que invierte en la educación de las personas con cero costo inicial, es decir, los estudiantes pagan solo cuando consiguen un empleo. Actualmente, ofrece dos carreras: Desarrollo Full Stack y Data Science, ambas 100 % online con clases en vivo. Luz señala que son intensivas y están enfocadas en la práctica desde el día uno ya que “es lo que más valora la industria”. 

    HENRY es la primera academia de Latinoamérica 100 % online con + 800 horas de código basadas en prácticas y proyectos reales. Aquí los estudiantes aprenden las tecnologías más demandadas del mercado bajo aprendizaje colaborativo y utilizando metodologías ágiles, simulando un entorno real de trabajo”. 

    A través del Acuerdo de Ingresos Compartidos (AIC), HENRY invierte en las personas que tienen ganas de darse una oportunidad a cambio de un porcentaje de su futuro salario. El repago consiste en 24 cuotas del 15 % de los nuevos ingresos con un tope máximo de pago de USD 4000 (el pago puede ser en la moneda local de cada estudiante). 

    La cofoundadora explica que el 90 % de los/as estudiantes consigue empleo en tecnología dentro de los 6 meses de haberse graduado y que, al finalizar la carrera, obtienen un certificado de graduación que los habilita para desarrollarse profesionalmente. Además, destaca que hay un área dentro de HENRY que está en constante contacto con empresas para generar alianzas para que los/as contraten.  

    Por otra parte, Luz señala que, actualmente, solo el 20 % de los/as estudiantes son mujeres: “Queremos hacer crecer ese número. Dentro de HENRY tenemos la comunidad Henry Women donde todo el tiempo evaluamos cómo lograr que cada vez más mujeres formen parte de este mundo. Este espacio está destinado a reflexionar sobre el rol de las mujeres en el ámbito de la programación, el desarrollo y la ciencia; pero también apunta a construir redes, dar visibilidad y empoderar a cada una de sus integrantes”. 

    “Así como hay una brecha de talento digital en la industria, también hay una brecha de género. A pesar de que los números han mejorado en los últimos años, la participación de las mujeres en el ámbito de la Ciencia y Tecnología en el mundo y especialmente en Latinoamérica, sigue siendo baja”. 

    Ya son más de 5000 las personas que se animaron a realizar este proceso de crecimiento, algunas, comenta Luz, son profesionales que decidieron dar un giro 180º en su vida y se animaron ya de grandes a cambiar de carrera: “Tenemos estudiantes entre 18 y 70 años que provienen de todo tipo de backgrounds: economistas, abogados, diseñadores, psicólogos, arquitectos, etc. Con actitud y compromiso cualquier persona puede convertirse en desarrollador de software o data scientists e ingresar al mundo de la tecnología. Y, en este sentido, no hay barreras: ni la ubicación geográfica, ni el background, ni el género, ni la edad. Todas las personas pueden formarse en las últimas tecnologías que hoy requieren las compañías y acceder a empleos más atractivos y mejores pagos”, subraya. 

    HENRY tiene el objetivo de convertirse en el hub de desarrollo más grande de Latinoamérica y alcanzar a formar a 100.000 profesionales en tecnología para 2025, porque tanto Luz como Martín están profundamente convencidos de que invertir en la educación de las personas es lo mejor que pueden hacer para resolver la problemática de la falta de talento calificado que tienen las compañías.  

    “Además de continuar nuestra expansión a otros países de la región, queremos hacer especial foco en dos mercados muy importantes para nosotros: México y Colombia. Nuestra misión es conectar a las personas con trabajos bien pagos, por esta razón, también buscamos evaluar el diseño de nuevas carreras con mucha salida laboral”.

    Luz Borchardt | Co-founder & VP of Marketing at Henry

    ARTÍCULOS RELACIONADOS

    DEJA UNA RESPUESTA

    ¡Por favor ingrese su comentario!
    Por favor ingrese su nombre aquí

    4,544FansMe gusta
    3,008SeguidoresSeguir
    2,960suscriptoresSuscribirte
    spot_img
    spot_img

    MÁS LEÍDOS